Integración del conocimiento en la ecología

En la era del conocimiento, podemos decir que el conocimiento es poder y tener la oportunidad de aprendizaje es el súper poder, así estamos evolucionando, profundizando los diferentes cambios tecnológicos, resultados de las transformaciones científicas y profundizando la innovación.

La contratación de investigadores de universidades tiene su efecto en la era de la robótica y la inteligencia artificial, contribuyendo a la construcción del sistema.

En estos cambios de la era tecnológica, los emprendedores tienen infinidad en creatividad colaborando a los proyectos de investigación, las políticas empiezan a orientarse en este eje, reconociendo las necesidades del mercado.

El presupuesto comienza a dar rumbo hacia la investigación y desarrollo en el contexto organizacional sistémico, ampliando las oportunidades y perspectivas del ecosistema.

La creación de empresas en este dinamismo y sofisticación de conocimientos, tiene muchas esperanzas, como pasa en las empresas de biotecnología de la región.

Las Universidades, formadoras de personas que contribuyen a nuestra sociedad, se encuentran influenciadas para acrecentarse en el área de investigación y desarrollo, experimentando la formación de emprendedores tecnológicos al servicio de todos. La conexión entre Universidades y organizaciones es de vital importancia, ya que la trasferencia de conocimientos es de valor agregado en este proceso de desarrollo.

La cultura emprendedora toma fuerzas, a través de sus valores del conocimiento puesto a disposición de las comunidades, las trasferencia a través de los múltiples esfuerzos son de aplicación para resolver lo inmediato en problemática sociales. Este periodo de transición y de intentar lo posible entre la participación de las empresas-Universidad-Contexto social, juntar los eslabones para la nueva construcción del ecosistema, siendo estos vínculos muy sensibles a cualquier impacto contingente o eventual.

La miradas de las políticas públicas, se desarrollará en condiciones de incertidumbre, es lógico que fomentar estos proceso tiene sus consecuencias, las miradas hoy están puestas en el reciclar (amiente saludable), minimizar los impactos negativos del ambiente, bajar la contaminación, la productividad agrícola controlada para generar situaciones no complejas, visualizar el transporte como base de integración entre fronteras.

La inversión en un planeta más saludable, ecológico y equilibrado es una situación compleja, dinámica y que permitirá que nuestras acciones se modifiquen, participando de otras formas (colectiva en formación de equipos de trabajos interdisciplinarios), una visión sujeta a pensar en los demás, abordando responsablemente cada solución.

VIDEOS: